dimarts, 21 de febrer de 2012

LA VIA AUGUSTA (desde el Ebro hasta el Cenia)


Después de salvar el último gran obstáculo que significaba el paso del río Ebro por un puente de barcas, la Vía Augusta romana dejaba atrás Dertosa (la actual Tortosa) y continuaba irremediablemente hacia el Sur. 
Desde Vinallop, una pedanía situada a unos 7 Km. de Tortosa se coge un camino asfaltado que pasa por debajo de las ruinas de la torre medieval de la Vilanova. A poca distancia de aquí, cuando el camino hace un giro hacia la izquierda, encontramos a la derecha una antigua cañada abandonada. Fue el último uso que se le dio a la Vía Augusta en este punto. Las marcas de las ruedas (roderas) que los carros dejaron sobre las rocas por su paso continuado durante siglos, son todos los vestigios visibles que se han conservado en este lugar. Al llegar al barranco Fondo se pierde todo rastro de la calzada. Por la tanto se ha de retroceder hasta el camino asfaltado y continuar hacia el Sur. 

Al comienzo de una hilera de cipreses, se levanta una columna de piedra de más de 2 metros de altura que hace de soporte a la puerta de una finca agrícola: es un miliario. Los miliarios, como los hitos kilométricos que antaño inundaban las carreteras, tenían la función de indicar la distancia recorrida, calculada en pasos dobles o millas romanas y había de diferentes midas según su importancia. En la parte superior del miliario hay una pequeña incisión donde, muy probablemente, debió de colocarse una cruz durante los primeros años de la cristianización. 
Al cruzar el barranco de Lledó, que separa los términos municipales de Tortosa (capital de la comarca del Bajo Ebro) y Santa Bárbara (un pueblo de la comarca del Montsiá), a la izquierda, un panel informativo indica que estamos siguiendo el trazado de la Vía Augusta. Este panel, junto con otro que encontraremos al final del recorrido, ha sido confeccionado por el Museo del Montsiá de Amposta (desde finales del año pasado Museo de las Tierras del Ebro) y contiene información relativa a los municipios por donde pasa la antigua calzada. 

Se llega a La Galera, el único pueblo que se encuentra en la ruta, por el camino de Tortosa. Aquí la Vía Augusta pasaba por el actual entramado urbano y cruzaba el barranco (de La Galera) por un puente de piedra en cuya base todavía son bien visibles las piedras colocadas hace 2.000 años. Desde el mirador de la torre construida por la Orden del Temple a mediados del siglo XIV y reconvertida posteriormente en iglesia dedicada a S. Lorenzo, el santo oscense, se puede observar la magnitud del territorio (el Pla de La Galera) y adivinar la función que tuvo durante algunas décadas de la Edad Media. Siempre hacia el Sur, se ve partir el camino de Traiguera que será la continuación del viaje. En un día claro es posible ver Peñagolosa, una de las montañas más elevadas de la provincia de Castellón

Saliendo de La Galera y después de recorrer unos 8 Km. podremos escoger entre seguir recto y pasar por un estrecho camino de tierra no exento de dificultades o ir hacia la derecha continuando por el camino asfaltado. El primero de ellos era una calzada secundaria de la Vía Augusta que, partiendo del río Cenia, a la altura de donde está el arrabal de los Rajolars, llevaba directamente hasta Amni Impósita (hoy Amposta, la capital de la comarca del Montsiá, al lado del Ebro) El segundo, partía de un poco más al Oeste, donde está la arrabal de Sant Joan del Pas y pertenecía al tramo principal que, después de cruzar el río, continuaba hacia Traiguera cruzando otro río, el Cervol. Las dos arrabales pertenecen al municipio de Ulldecona



Para ampliar la información: 

http://es.wikipedia.org/wiki/V%C3%ADa_Augusta http://es.wikipedia.org/wiki/Dertosa

http://www.museuterresebre.cat/  

http://es.wikipedia.org/wiki/La_Galera http://es.wikipedia.org/wiki/Pe%C3%B1agolosa 

http://www.hernandezrabal.com/espana/cataluna/tarragona/amposta.htm 

http://es.wikipedia.org/wiki/Ulldecona